“las elecciones europeas no es defender los intereses nacionales sino de la defensa de unos ideales políticos sin fronteras”


Entrevista con Dan Jørgensen, cabeza de lista del Partido Social Demócrata danés

Dan Jørgensen, cabeza de lista del Partido Social Demócrata danés

Dan Jørgensen, cabeza de lista del Partido Social Demócrata danés

A veces se tiene la impresión y no porque falten motivos, de que el Parlamento europeo es una cámara repleta de viejas glorias. La edad media de los europarlamentarios es 57 años y caminando entre los pasillos de este imponente edificio, alguno podría pensar que la historia viviente de esta nuestra Europa respira en estas paredes. 

 

Es extraño encontrar a un joven parlamentario, de la quinta del 75 que con 29 años y sin un pasado político aterrizar en el parlamento como Vice-Presidente del Comité de medioambiente y ahora, a sus casi 34 se convierte en el cabeza de lista de los socialistas daneses de cara a las elecciones del 7 de junio del 2009.

En periodo pre-electoral me recibe en su despacho del Parlamento para  hablar de él, de qué es lo que ha llevado a la política y de cómo ve Europa.

P: ¿Qué es lo que te llevó a presentarte por primera vez a estas elecciones?
R: Empecé en política en el 2004 y la razón que me llevó a presentarme como candidato para el Parlamento Europeo fue el medio ambiente. Era consciente de que si quería hacer algo tenía que ser aquí, desde donde se decide la mayoría de la legislación medioambiental.

P: ¿Cómo viviste tu primer mandato en el Parlamento? ¿Tus compañeros de Cámara te veían como de otro planeta?
R: Muchos de los mayores me veían como algo extraño. Pero yo pienso que es normal que haya parlamentarios jóvenes. Lo ideal sería una combinación entre gente con experiencia y gente joven porque sin jóvenes se pierde parte de la innovación.

Además, antes de ser parlamentario había realizado unas prácticas en el grupo por lo que antes de empezar mi trabajo como político, tenía el conocimiento técnico necesario para poder trabajar con holgura. Muchos de los parlamentarios que aterrizan en el Parlamento anteriormente han sido Ministros y están acostumbrados a tener grandes gabinetes para realizar su trabajo diario y les cuesta acostumbrarse al ritmo de aquí donde mucho del trabajo lo tienes que hacer tú mismo. Además, muchos de ellos tienen dificultades en entender que aquí tu voto, ya hayas sido Ministro o Primer Ministro, vale igual que el de cualquier otro.

P: ¿Cuál es tu lectura de la actual crisis o de las actuales crisis?
La crisis puede ser una oportunidad en el sentido de que tenemos que encontrar la manera de salir de ella y para ello se pueden tomar decisiones que pueden permitir reconstruir el sistema sobre otras bases. Esto lo debemos hacer desde la responsabilidad. Lo que hemos vivido ha sido la explotación de un sistema que estaba enfermo.

P: Y hablando de medio ambiente, tu especialidad…
R: Medio ambiente y cambio climático van unidos. Se han hecho cosas, se necesitan acuerdos internacionales y lo que está claro es que necesitamos una mirada global. En este momento, en lo que se refiere a cambio climático, ya no estamos en una fase de prevención sino de mitigación de sus efectos porque es demasiado tarde.

P: ¿Qué se puede aprender de Dinamarca para salir de esta crisis?
R: En Europa nos encontramos con dos concepciones del sistema laboral muy diferenciados. En un extremo está el sistema inglés, muy flexible que es muy positivo para las empresas pero que obvia el aspecto social. Por otro lado tenemos sistemas proteccionistas que no son buenos para la competitividad de las empresas y que son proteccionistas en lo social. El sistema danés aúna lo mejor de ambos sistemas: flexitrabajo o flexisecuridad. Por una parte es un sistema muy flexible tanto para las empresas como para el sector del trabajo pero esa flexibilidad está soportada por fondos públicos. Al mismo tiempo esta flexibilidad laboral está acompañada por una política muy activa de empleo.

“los españoles y los daneses tenemos un sentido del humor muy similar”

P: ¿Cómo son las relaciones entre los socialistas daneses y los españoles en el Parlamento?
R: Tenemos muy buenas relaciones. La delegación española es una de las más activas en todo tipo de políticas. Además, los españoles y los daneses tenemos un sentido del humor muy similar aunque a veces existan barreras ligüísticas. Además, miramos con atención las políticas llevadas a cabo por el Gobierno de Zapatero especialmente en lo que se refiere a políticas de igualdad.

P: ¿Recurrentemente se habla de déficit democrático en Europa. Qué dirías a los votantes?
R: Las reformas de las instituciones no es el problema clave. Hay que conseguir que la gente se interese más por lo que ocurre aquí. Los diputados nacionales y los europeos tenemos que acercarnos.

Tenemos que hacer entender a los ciudadanos que en las elecciones europeas no se trata de defender los intereses nacionales sino de la defensa de unos ideales políticos sin fronteras.

Patricia Lamas Sánchez

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Opinión

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s